Titular noticias

NOTICIA: El impacto de la violencia reciente en la República Democrática del Congo sobre las poblaciones de gorilas


¿Es cierto que la violencia reciente en la República Democrática del Congo ha amenazado a las poblaciones de gorilas de las tierras bajas? ¿Cuántos quedan?

 
La respuesta corta es sí, dramáticamente. Hoy se cree que quedan menos de 5.000 gorilas de tierras bajas orientales en la Republica Democratica del Congo (DRC), conocida antes como Zaire. Unos 17.000 habitaban la región tan recientemente como 1994, pero hoy la pérdida de habitat, la caza, la guerra, y la violencia están combinándose para empujarlos al precipicio.
Se supone que menos de 5.000 Gorilas orientales sobreviven en la República Democrática del Congo (DRC), anteriormente conocida como Zaire (se contaba 17.000 en 1995). La pérdida de habitat, la caza, y la guerra y la violencia se combinan para empujarlos al precipicio. Imagen: Un gorila hembra de las tierras bajas del Oriente en el zoológico de Amberes, Bélgica

© Frank Wouters, courtesy Flickr
 Después del genocidio de 1994 en Rwanda, una gran afluencia de refugiados, junto con milicias sanguinarias, se trasladaron a través de la frontera a la DRC vecina. Estas milicias organizaron campos de entrenamiento en los mismos bosques que los gorilas llamaban hogar, haciendo el trabajo de conservación impráctico por decir lo menos. Como resultado, los guardabosques y los investigadores de fauna salvaje huyeron de sus rondas o fueron echados a punta de pistola.

Tras de estos sucesos, las poblaciones civiles en las áreas afectadas todavía tuvieron que sobrevivir de alguna manera. De este modo el tráfico de carne de caza ilegal, la tala de los bosques para leña, el carbón vegetal, y el espacio para parcelas agrícolas se convirtieron en los medios de supervivencia cotidiana, y continúan a este día. Aproximadamente 91 por ciento de la población humana de la región practica la agricultura de subsistencia. Esto significa que grandes franjas del habitat del gorila a través de toda la región se han convertido en granjas. Al mismo tiempo, el 96 por ciento de los habitantes locales dependen de la leña como fuente de energía principal para el calor y cocinar. Los “parques boscosos son para muchos de ellos la fuente restante de combustible,” informa el sitio web Year of the Gorilla.

Porque la violencia ha sido tan persistente y las áreas de investigación tan vulnerables, los científicos no saben realmente cuan gravemente han sido afectadas las poblaciones de gorilas de tierras bajas en el este. El proyecto Year of the Gorilla [Proyecto del Año del Gorila], conjuntamente con el Worldwide Fund for Nature (WWF), la Wildlife Conservation Society (WCS)) y otros grupos, está trabajando para reinstalar la supervisión regular y la vigilancia eficaz de la población restante de gorilas de tierras calientes orientales en el parque nacional de Kahuzi-Biega, donde las facciones armadas han proliferado.
“Los últimos datos confiables sobre el tamaño de la población y distribución de gorilas fueron registrados en 1995, y se sospecha que la población se ha encogido dramáticamente desde ese entonces,” nota el sitio web Year of the Gorilla. “Información nueva y exacta será un resultado de este proyecto, permitiendo métodos inteligentes y eficaces de conservación de esta rara especie.”

Los biólogos, ecologistas y gente preocupada de la fauna salvaje por todo el mundo están esperando lo mejor, y sin duda continuarán observando lo que sucede mientras se decide el destino de algunos de nuestros parientes más cercanos en el planeta.

CONTACTOS: Year of the Gorilla; WWF; WCS; Congolese Institute for the Conservation of Nature


Últimas noticias

NOTICIAS

 
 
 



 
 
¡Descárgate la etiqueta
para envío gratuito!




Descarga el dosier
virtual de la campaña